Mis balsamos labiales preferidos EDITADO

 Los mejores bálsamos labiales.

 Hola, potihólicas y potihólicos:

  Imagino que quienes siguen de manera habitual un blog se pueden despistar con los gustos de quien escribe. A mí al menos me sucede con muchos, por lo que he pensado en ir haciendo entradas recopilatorias con mis preferidos no del mes o del año, sino de siempre, mis favoritos a día de hoy. Voy a empezar por los bálsamos labiales.

los mejores bálsamos para unos labios cuidados


 Sólo Dios sabe cuántos productos para el cuidado de los labios habré probado en mi vida, la mayoría de muy buena calidad. Durante años el mejor tratamiento para evitar las grietas en los labios fueron, curiosamente, algunas barras de labios, con el rouge clásico de Dior a la cabeza. Y es que ya me conocía todos los productos de farmacia. He aquí cuáles son mis preferidos a día de hoy, tras más de 30 años de prueba y error, que se dice pronto.

 En primer lugar, para tratar escabechinas cuando ya se ha producido el desastre, hay trucos caseros. Uno es aplicarse aceite de rosa mosqueta puro antes de irse a dormir ( cuidado con no comérselo, que es tóxico ). Si parece que hay algo de infección o notamos que las grietas resqueman, antes del aceite de rosa mosqueta recomiendo aplicar una mascarilla de miel casera para los labios, nada de mieles diluidas, durante 10 ó 15 minutos, y aclarar con agua tibia con mucho cuidado. Y si nos han reventado los labios por fiebre o así y la cosa está realmente fea, hace años que un farmacéutico me recomendó usar la crema Halibut unos pocos días ( esta también es tóxica si se ingiere ).

 Pero cuando se encuentra un buen protector labial estas curas de urgencia dejan de ser necesarias. A día de hoy mi protector favorito es, sin lugar a dudas, el Labios Espléndidos de La Abeja Egipcia, del cual os hablé en su correspondiente entrada. Este producto es una versión mejorada de un protector labial casero que hacía en ocasiones en casa con aceite de almendras dulces, miel y cera pura de abejas junto con un poco de AE de lavanda. De las cantidades exactas de la receta casera ahora no me acuerdo, además no lograba siempre la misma textura por no usar balanza de precisión sino ir a ojo de buen mapache cubero.

 Imaginemos que no tuviera a mano el Labios Espléndidos ni el remedio casero para los labios agrietados. ¿ Qué usaría como tercera opción ? Pues aquí competirían de manera muy dura los labiales hidratantes de Dior ( lástima de precio ) y los protectores labiales de la marca Yes To Carrots, que ya no se venden en mi ciudad, grrrr. Y si tampoco pudiera echar mano de estos productos, volvería a usar el H2O+ lip mender.

 El resto de bálsamos labiales o no merecen la pena ser recordados o ya nos e fabrican con la misma fórmula.  Eso es todo por hoy.

EDITO porque se me pasó añadir a mis preferidos los bálsamos My Lip Stuff, a un nivel parecido a los de Yes To Carrots.

 Besitos de mapache potihólico 🙂