Aceite de camelia. Propiedades cosmeticas.

 

Aceite de camelia y sus usos cosméticos. Aceite de camelia para psoriasis y piel sensible.

Cuando hablaba de las novedades cosméticas para el 2018, en el sector de la cosmética natural, apostaba fuerte por el aceite de camelia, que no es el aceite de las semillas de la planta del té ( Camellia sinensis ). Se trata del aceite que se obtiene por presión de las semillas de (Camellia oleifera, Camellia sasanqua y Camellia japonica principalmente) . No es un producto nuevo, sino una apuesta de marketing de cara al 2018, como explico en la entrada anterior. De hecho en China y Japón se viene usando el aceite de camelia para el cuidado de la piel y el cabello desde el siglo VI a.C. más o menos.

 

El aceite de camellia se usa en la elaboración de algunos platos, pero jamás uséis para uso oral un aceite destinado al uso cosmético. Hago este inciso para recalcar que, pese a los precios elevados de este aceite cuando se emplea para uso tópico o forma parte de la formulación de algún cosmético, en realidad no es un producto excesivamente caro. Sus propiedades nutricionales y su perfil de ácidos grasos son similares a las del aceite de oliva. Por cosas como estas soy una bloguera odiada.

Flor de camelia. De sus semillas se extrae su preciado aceite.

 

Pese a tenerle ganas, esperé a que alguna empresa apostara por el aceite de camelia cosmético para un público no elitista para probarlo ( https://potiholic.com/cosmetica-natural-2018-recomendados ), y me encanta. Ahora bien, creo que algunos de sus beneficios para la piel han sido exagerados.

 

Para quien no siga el blog, tengo piel sensible y atópica. Mi dermatitis atópica es intensa, por lo que la mayoría de productos para este tipo de piel no logran calmarme. Soy un caso difícil, que ha encontrado en la cosmética sin agua, enriquecida con aceites esenciales, la mejor manera de controlar los brotes. Podéis leer reseñas sobre productos aptos para la atopía en https://potiholic.com/category/dermatitis-atopica y https://potiholic.com/tag/atopica . La primera, la categoría, trata de productos específicos para pieles atópicas, mientras que en la etiqueta se engloban otras reseñas más generales, de aceites, cremas, geles, etc, que se pueden usar en piel con DA o que ayudan en el cuidado entre brotes.

 

Que un producto no calme mi piel no quiere decir que no calme otras pieles menos exigentes. Me refiero a aliviar rojeces, sensación de tirantez, escozor, picor, etc. Pero, si hablamos de aceites y mantecas vegetales puros, aún cuando no lleguen a ser perfectos para mi, noto el efecto calamante, y con el aceite de camelia no.

 

 

Aceite de camelia para psoriasis.

Comento esto porque se habla del uso del aceite de camelia para la psoriasis. No he encontrado fuentes fiables, sin intereses comerciales, que demuestren que la efectividad de este aceite en piel con psoriasis es superior a la de otros. Es obvio que un producto que humecta, se absorbe bien y es emoliente, ayuda en el cuidado diario de las pieles con psoriasis y DA, pero al no notar en mi caso alivio alguno sobre el picor y las rojeces tengo mis recelos sobre este punto.

 

 

De todas formas, adoro el aceite de camelia y lo seguiré usando mientras se siga vendiendo a precio asequible ( https://iherb.co/2LUkZGvU ). ¿ Contradictorio ? En absoluto. Es tal vez el aceite vegetal que más suave me deja la piel, y si antes de él me aplico un simple serum con ácido hialurónico los resultados son increíbles. No sirve para calmarme los brotes atópicos, pero llevo unos años con ellos casi controlados en el rostro. Para el cuidado entre brotes sí sirve, pues se trata de aportar humedad y lípidos a la piel.

 

 

Aceite de camelia para todos.

 

Creo que el aceite de camelia es un aceite vegetal que todos deberíais probar, salvo en caso de alergia. Y lo pienso porque a muchos os va a gustar.

 

De manera natural, el aceite de camelia tiene un tacto seco, que dicen en cosmética. Es decir, se absorbe muy rápido y sin dejar sensación de grasa, debido a su proporción de ácidos grasos esenciales. Para conseguir este resultado con otros aceites, como el de coco o con la manteca de karité, se debe hacer un procedimiento de extracción parcial de algunos de los ácidos grasos, de los más untuosos y comedogénicos. Eso encarece el producto.

 

Por su ligereza y fácil absorción, el aceite de camelia puede usarse en pieles grasas, mixtas y con acné. Es perfecto para cuidar la piel del rostro masculino tras el afeitado, enriquecido con algún aceite esencial si se desea. No os dejará la cara brillante e, incluso, ayuda a que la barba se vea mejor, en caso de que os hayáis sumado esta tendencia.

 

Y, en el caso de pieles secas, también es útil con tan sólo aplicar más producto. Es lo bueno de los aceites frente a algunas cremas hidratantes muy filmógenas.

 

Mi piel «se bebe» este aceite. Uso unas seis gotas para rostro y cuello y si más le diera, más absorbería. Con la mayoría de los aceites vegetales empleo la mitad de producto, pero no me dejan la piel tan suave, salvo tal vez el aceite de moringa, que es el que estoy testando en este momento.

 

Aceite de camelia para todo.

 

Decir que un aceite vegetal es un cosmético mutiusos no es nada nuevo. Casi todos los son. Cuanto más ligeros y modulables, más sencillo es que esto se cumpla. El aceite de las semillas de camelia es perfecto en este sentido.

 

Desde el punto de vista químico, el aceite de camelia se parece al aceite de oliva por superar el 80% en ácido oleico. Paradójicamente, sus propiedades físicas son bastante diferentes. De color amarillo muy pálido, apenas tiene olor y éste es un poco herbáceo mezclado con notas que recuerdan a la nuez.

 

Rico en vitaminas A y E, que es lo que explica que también sea efectivo en pieles secas y castigadas, el aceite de camelia no obstruye en absoluto los poros, pudiendo usarse en piel acnéica como complemento a los tratamientos para esta afección, que suelen resecar la piel. No es que el aceite de camelia cure el acné, como he llegado a leer.

 

Ayuda al cuidado de las uñas y las cutículas, como muchos otros aceites vegetales.

 

Es bien tolerado en pieles con eccema o irritaciones. En los casos leves, puede calmar el picor porque posee cierto efecto antiinflamatorio local ( pese a que yo no haya notado nada ). Comparte propiedades con el aceite de semilla de té, pero no es lo mismo. En este aspecto de calmar la piel, con el aceite de té sí he notado efectividad.

 

Por su ligereza, resulta muy cómodo para aplicarse en la zona del contorno de ojos. Puede usarse puro.

 

En las manos, además de apreciarse su rápida absorción, se pueden observar efectos reparadores con el uso continuado. Lo mismo que sucede en el rostro si se utiliza de cara a prevenir la aparición de pequeñas arrugas o para difuminar las debidas a una falta de lípidos.

 

También sirve como prebase de maquillaje para ayudar a extender mejor el producto, no para aumentar su permanencia. Al no dejar residuo graso, unas tres gotas de aceite de camelia no disminuirán la duración de una base de maquillaje.

 

 

Aceite de camelia para un pelo brillante.

 

Sobre el cabello, como cualquier otro aceite, ayuda a dar brillo y proteger las puntas. Al ser uno de los aceites vegetales menos viscoso, se extiende con mucha más facilidad, dejando el cabello menos pesado en caso de usarse en seco.

Muchos aceites vegetales, entre ellos el aceite de camelia, ayudan a que el cabello se vea más sano y brillante

 

Como es lógico, también puede usarse sobre un cuero cabelludo seco a modo de tratamiento prelavado.

Producción limitada.

Las plantas que producen las flores de la camelia, y con ellas las semillas de las que se extrae este aceite, se dan en climas específicos. Por ello, en muchos países no puede producirse aceite de camelia ( no es el caso de España ). Esto hace que el precio pueda variar notablemente de un lugar a otro.

La marca Life Flo, de venta en iherb, es la que está apostando pr ofertar aceites exóticos a precios más que competitivos. Los ofrece enriquecidos con un 0.5% de vitamina E adicional, que actúa como antioxidante y prolonga su fecha de caducidad. No es habitual, pero algunas personas presentan cierta sensibilidad tópica al tocoferol, la vitamina E.

Besitos de mapache 🙂
raccoon gif mapache

Summary
Aceite de camelia. Propiedades
Article Name
Aceite de camelia. Propiedades
Description
Aceite de camelia y sus usos cosméticos. Propiedades del aceite de camellia para la piel, el pelo, las uñas y la psoriasis.
Author
Publisher
Potiholic Blog de Belleza Natural
Logo